You are here: Home
Saturday, 22 May 2021 10:19

Se acabaron las vacunas y se robaron los galones Featured

Written by 
Rate this item
(0 votes)

¿Qué nos pasa? Nos comportamos como salvajes, no en vano tenemos autoridades que hacen poco o nada por la nación, vivimos quejándonos de nuestros representantes, que son incompetentes, corruptos, ladrones y montones de epítetos más que podemos agregar al largo diccionario que usamos para referirnos hacia nuestras autoridades, pero lastimosamente ese comportamiento de ellos es también el reflejo de una sociedad en decadencia, no todos claro está, pero una gran franja social se está convirtiendo en un grupo de personas que no le importa nada, queremos y creemos que podemos llevar todo por delante y terminar siendo inmune o impune por nuestros actos. Lastimosamente terminamos convirtiéndonos en victimas de nuestras acciones. Cuando comenzó la pandemia teníamos un miedo atroz a la enfermedad, no quedamos en casa y evitamos la salida innecesaria éramos prudentes, pero eso ha ido cambiando y hemos encontrado justificaciones para cada acto irresponsable que cometíamos, que los gobernantes son ladrones, que el virus no existe, que solo nos encerraron para robarnos etcétera. Para cada acción una justificación y así sin darnos cuentas hemos estado sumergiéndonos cada vez más en la pandemia y hoy por hoy nuestro país está siendo duramente afectado por la enfermedad, con cientos de fallecidos día a día y miles de nuevos enfermos reportados cada hora, la situación es catastrófica hospitales colapsados y enfermos por doquier, y diríamos más gentes que mueren en los pasillos de los hospitales por falta de terapia, el contagio es responsabilidad de cada uno, si nos cuidamos y si otros se cuidan la cosas pueden ser controladas y no podemos culpar al estado de los contagios, si se puede responsabilizar al gobierno por la falta de respuestas, pero esto ha afectado a todos los gobiernos del mundo y hasta el más moderno sistema de salud del mundo sucumbió ante la enfermedad y que podríamos esperar nosotros país de tercer mundo con sistema sanitario del medioevo.
Se acabaron las vacunas, y eso si es responsabilidad del gobierno, no fueron previsibles no se calculó y hoy estamos sin vacunos y con miles de enfermos, es triste y lamentable además de desolador el panorama en nuestro país. Justo se da en un momento donde la ciudadanía adulta se ha tomado con muchísimo interés la necesidad de la aplicación de la vacuna y lastimosamente por falta de gestión y como que no nos tomaron tan enserio como país hoy estamos sin las vacunas y la posibilidad de adquirir en grandes cantidades se torna cada vez más lejano.
Como guindilla a la torta ahora tenemos uno de los hechos más desvergonzado que puede ocurrir en pandemia, el robo de balones de oxígeno del hospital de Itacurubi del Rosario, un hecho criminal cuando justamente el país pende del oxígeno hay miles de pacientes en todo el país que está necesitando oxígeno y los facinerosos que hay en todos lados aprovechan la paupérrima seguridad del centro médico para hurtar uno de los elementos más preciado actualmente para salvar vida.
No avanzamos ni avanzaremos si seguimos en este pensamiento de pillos y peajeros como diría un gran valor nacional, estamos mal porque muchas veces nosotros provocamos, somos nosotros quienes buscamos la manera que vaya mal, vendiendo nuestros votos, eligiendo mal y a los peores y comportándonos irresponsablemente. Esta es la realidad que hoy nos toca vivir, ojala que pronto se termine esta pesadilla. Mientras sigamos rezando y buscar manera para seguir viviendo.

Read 425 times
More in this category: « Independencia o dependencia

Leave a comment

Make sure you enter the (*) required information where indicated. HTML code is not allowed.

Redes Sociales

Radio Ñasaindy

Superamos los 253 Kms. a la redonda, lo que nos da la posibilidad de llegar a 12 departamentos, que son San Pedro, Cordillera, Concepción, Central, Paraguarí, Misiones, Caaguazú, Caazapa, Guaira, Amambay, Canindeyu y en el Chaco Dpto., de presidente Hayes. Estos son los registrados a través de las llamadas telefónicas de nuestros oyentes durante las diferentes programaciones.